Consejos para que tu habitación parezca más grande

Uno de los problemas de los pisos de hoy en día es que los dormitorios son bastante pequeños. Por suerte, la mayoría cuentan con armarios empotrados, pero aun así es importante tratar de hacer que parezcan más grandes.

La elección de los muebles, del color de las paredes y también de la ropa de hogar es importante para conseguir que el dormitorio sea, al menos visualmente, más amplio.

1. La elección de los muebles y el color de la habitación

En una habitación pequeña la clave en la elección de los muebles están en la sencillez de los mismos. El estilo nórdico es perfecto para este tipo de habitaciones, ya que apuesta por líneas simples y por pocos artificios. También se pueden escoger muebles clásicos pero escapando siempre de las maderas oscuras o de lo excesivamente recargado.

Los cabeceros que tienen las mesillas incorporadas pueden ser una buena elección para ahorrar un poco más de espacio y aportar sencillez al diseño de la habitación.

Los tonos claros son perfectos para que la habitación se vea grande y luminosa. El blanco, el tono perla, el beige o los colores tierra muy suaves son ideales. El azul también es una fantástica elección. Puedes jugar con un tono más intenso para la pared del cabecero, como un azul cobalto, tan de moda y el resto del cuarto en blanco o en azul ténue.

2. ¿Debo de renunciar a los complementos?

No hay por qué renunciar a complementos y a muebles auxiliares cuando la habitación es pequeña, pero sí hay que saber cuál es la mejor manera de usarlos. Estos son algunos trucos que te ayudarán a que tu cuarto parezca más grande:

  • Evita que haya cosas por medio. Si quieres poner una mesita auxiliar para colocar portafotos o algo por el estilo debes de ponerla en un rincón de la habitación. Cuanto más despejada se vea, más grande parecerá. El orden es también fundamental para que la habitación se vea bien porque una cosa fuera del sitio en un espacio tan pequeño, se deja notar.
  • Es mejor evitar las estanterías, pero si necesitas ponerlas apuesta por las altas, a ras del techo. Esto hará que el espacio a la altura de los ojos se vea despejado. Si vas a poner cuadros, que estos queden más bien bajos, incluso puedes apostar por los cuadros apoyados en el suelo, una tendencia moderna que hará que la habitación se vea más alta.
  • Por supuesto, los espejos son buenos aliados para que tu cuarto parezca más grande. Puedes usarlos en la puerta del armario o puedes colocar un espejo de cuerpo entero en algún lugar estratégico de la habitación. Además de aumentar visualmente el espacio hará que todo parezca más luminoso.

3. Cómo elegir la ropa de cama

Y, para acabar, llegamos al punto que a nosotros particularmente más nos interesa, la elección de la ropa de cama. Hay varias apuestas seguras que harán que la ropa de cama ayude a que la habitación no se empequeñezca ópticamente. Estas son algunas propuestas que te hacemos:

  • La ropa de cama en tonos claros lisos. El modelo Izan de Fundeco es una opción perfecta para las habitaciones más minimalistas y que buscan un aspecto más fresco. Aunque es totalmente blanca, esta colcha bouti tiene su personalidad al tener el relieve en cuadros. Es perfecta para los dormitorios en blanco total, tan de moda en estos momentos.

En colcha de verano destacamos el modelo Daniela de JVR, una colcha muy elegante con dibujos en color plata, oro o malva, según elección y que aporta mucha frescura a la cama a la par que la viste.

  • Los estampados pequeños. Si eres de esas personas a las que les encantan los estampados, estos no están reñidos con un dormitorio de pequeñas dimensiones, pero debes de optar por aquellos dibujos de pequeño tamaño, ya que los grandes estampados tienden a hacer que visualmente, la habitación se vea más pequeña.

En colcha de verano destacamos el modelo Chloè de Encama, con un suave estampado floral sobre fondo liso y que está disponible en tres colores. Una colcha sencilla, muy fresca y que puedes encontrar en todos los tamaños, para usar también en las habitaciones con camas pequeñas.

En colchas bouti el modelo Vintage de JVR es un buen ejemplo de colcha con estampado pequeño y discreto que puede ayudar a otorgar mucha luminosidad a la habitación y hacer que parezca más grande.

  • Escoge todo en el mismo tono. Aunque se llevan los diferentes estampados, en una habitación pequeña el exceso de color puede hacer que todo se vea demasiado recargado. Por eso, te recomendamos que elijas solo una pieza textil estampada (la colcha o las cortinas) y el resto de complementos en un color liso idéntico para todo. Por ejemplo, si la colcha es estampada y tiene un fondo blanco, las cortinas pueden ir en color blanco para evitar recargar el ambiente.

Colchas reversibles, ideales para quienes os gustan las novedades

Si estás buscando colchas bouti para tu cama y eres de esas personas que adoran cambiar y tener siempre algo diferente en su cuarto, te proponemos nuestra selección de colchas reversibles.

Por la forma en las que están realizadas, las cochas bouti son perfectas para ser reversibles, ya que se trata de dos telas con relleno por medio, lo que las hace ideales para que sus estampados sean diferentes sin problemas de que se transparenten.

Las colchas bouti son las más vendidas para la primavera verano, ya que el relleno hacen que queden mucho mejor en la cama y, además, proporcionen ese toque de calor que todavía hace falta en muchos lugares durante la noche, no solo en primavera sino incluso en el invierno.

Te vamos a ayudar realizándote algunas propuestas no solo para tu habitación, sino también para una habitación infantil o para una de adolescentes, porque las colchas bouti sirven para todas las edades y se adaptan a cualquier estilo de dormitorio gracias a su gran variedad de modelos.

En nuestro catálogo puedes ver todas las colchas reversibles que tenemos a la venta para esta temporada, así como el resto de modelos de colchas bouti o colchas finas de verano además de sábanas, para que elijas todos los textiles que necesitas para tu hogar esta temporada.

Colchas reversibles para la habitación de los niños

Los niños adoran todo lo nuevo y si pueden tener dos colchas en lugar de una ¿por qué no? Además, en su caso hay un plus muy divertido y es que si están aprendiendo a hacer la cama no tendrán que preocuparse por cuál es el derecho y cuál es el revés de la colcha, da igual como la pongan que siempre van a acertar.

Los divertidos diseños de colchas reversibles para niños tienen en cuenta sus gustos y sus personajes y motivos favoritos para que puedan tener una habitación acorde con su personalidad.

Hoy, niños y niñas sueñan con superhéroes, por lo que el modelo Superhero de Iceberg gustará a unos y a otros. Por un lado, el famoso antifaz de Batman a modo de pequeño estampado, por el otro, un dibujo inspirado en los comics en el que se lee que en esa cama, duerme todo un superhéroe.

Por supuesto, no queremos dejar de hacer referencia a nuestro modelo Watermelon y que por su frescura y desenfado nos parece una de las mejore alternativas para este verano.

Colchas reversibles para adolescentes que no saben bien lo que quieren

La adolescencia es muy dura para quién la está pasando. Los cambios de humor que aparecen sin venir muy bien a cuento o esa inestabilidad permanente que hace que lo que ayer era indiscutible hoy ya no se tenga tan claro. Por supuesto, tampoco es fácil para el resto de la familia.

Cuando se está en ese momento en lo que no se tiene muy claro lo que se quiere siempre es bueno tener más de una opción y eso es lo que las colchas reversibles ofrecen. Es cierto que este tipo de textiles no van a solucionar los problemas de la adolescencia, ni lo pretenden, pero al menos sí ofrecen alternativas para que el cuarto del joven sea lo más personal posible.

El modelo Mediterranean de Iceberg es perfecto para este tipo de habitaciones. Por un lado, un atrapasueños, uno de los símbolos protectores favoritos de los jóvenes. Por el otro lado, un bonito estampado inspirado en las plumas del amuleto.

Colchas reversibles para ti, que adoras cambiar

Por supuesto, llegar a la madurez y tener claro qué es lo que se quiere no entra en contradicción con querer cambios y necesitar variar de vez en cuando. Y es que siempre lo mismo cansa a cualquiera. Por eso, si eres una de esas personas que aman las novedades, las colchas reversibles son una tentadora propuesta para que puedas darle un giro a tu cama (o a tu colcha) cada vez que quieras un cambio.

Pero para que darle la vuelta a la colcha no sea un problema, tienes modelos reversibles que respetan las mismas escalas de colores de manera que si combina por un lado, también lo hace por el otro sin problemas ya que al menos uno de los tonos principales seguirá estando presente por el otro lado. El modelo Carmina de Iceberg es un buen ejemplo ilustrativo de esto que estamos diciendo.

El modelo Kalo, de Cañete, por el contrario, apuesta por dos tonos diferentes: el rosa y el azul, aunque ambos en suave pastel. Esta colcha, que tanto puede encajar en una habitación para niños como en un dormitorio para adultos, casa muy bien con habitaciones en tonos neutros en la pared, como blancos, crema o beige y muebles en blanco.

Dale un toque primaveral a tu casa con pequeños cambios

La ropa de hogar primavera cambia en todos los sentidos. No se trata tan solo de cambiar la ropa de cama por otra más fresca, sino de que esa sensación de frescor, de luz y de proximidad de las vacaciones se extienda por toda la casa.

La primavera puede estar presente en todas y cada una de las habitaciones, no solo en el dormitorio. Y lo vamos a ver con algunos ejemplos sencillos y muy económicos de ropa de hogar que suponen un gran cambio para tu casa, que no te costarán casi nada y que te van a encantar.

Toallas más alegres

Si tus toallas de playa son alegres y divertidas, ¿por qué no haces lo mismo con las de casa? Escoge toallas con colores vivos o con estampados de flores y deja aquellas más sobrias para el invierno, que es una estación mucho más seria.

Cambia también las alfombrillas de baño por opciones a juego, en colores intensos e incluso puedes aprovechar para darle un cambio al cuarto de baño con algo tan sencillo como poner una cortina de ducha nueva.

También puedes aprovechar para comprar un albornoz si todavía no te has decidido por ellos. Cuando llega el buen tiempo son perfectos para ponérselos nada más salir de la ducha y dejárselos mientras uno se afeita, se arregla el pelo o hace la habitación ya que no sentirá frío y la piel estará recogiendo la humedad que necesite.

Si optas por el albornoz no necesitarás las toallas de sábana, solo las de tocador y las de ducha para secarte el pelo.

Manteles floreados

Deja que la primavera entre también en tu cocina o en tu comedor con manteles llenos de color. Las flores son la característica más importante de la primavera y en nuestra Web puedes encontrar preciosos manteles en los que las flores son protagonistas absolutas.

Nuestros modelos de Purpura Home destacan por sus colores vivos y sus flores en el vuelo del mantel. Pero también hay algunos totalmente estampados para los que quieran llevar el color a todos los rincones de la mesa. Al ser manteles de algodón son de gran calidad y podrás lavarlos y secarlos tantas veces como sea necesario.

Y si hablamos de color es difícil no pensar en los manteles de Agatha Ruiz de la Prada. La original y alegre diseñadora también ha creado manteles de mesa, algunos de los cuales están disponibles en nuestro catálogo. Una auténtica dosis de optimismo que hará que todo el mundo se sienta primaveral independientemente del tiempo que pueda hacer fuera.

Foulards para los sofás

Si eres de los que disfrutas con la práctica del sofá manta durante el invierno, en verano lógicamente ya no necesitas de esas dosis extra de calor, pero tus sofás si quedan bien con algo que rompa con su color o su estampado dándole un aire diferente. Los foulares son perfectos para esta función y puedes escogerlos en una gran cantidad de colores que contrasten con tu sofá pero queden bien en la sala.

Así, le darás un toque ligero y de color a esta habitación y el foulard será como un soplo de aire primaveral en la misma. En el caso de que el foulard sea suficientemente grande, puedes usarlo incluso como una funda integral, consiguiendo así un cambio radical en tu sala de estar.

Esto es, además, la solución perfecta para cuando vais a pasar el día a la playa o a la piscina y los niños llegan a casa llenos de arena, con el pelo todavía mojado y, antes de meterse en la ducha, hacen una parada en el sofá. Lo mismo para los días de parque o excursiones. El sofá estará protegido con su funda y no sufrirá tanto los efectos de las vacaciones y del tiempo libre de los pequeños.

Fuera cortinones,  hola visillos

Los cortinones no solo son decorativos. Durante el invierno también tienen una función de aislamiento térmico muy importante. Un cortinón grueso ayuda a proteger del aire que se pueda filtrar por una ventana o incluso del frío que pueda venir de una pared de la fachada que no esté suficientemente aislada.

Lógicamente, esta función no es necesaria durante el verano. Por eso, es buena idea recoger los cortinones a los lados o retirarlos directamente, y colocar unos visillos que dejen pasar la luz y que a la vez sean muy decorativos.

La luz es muy buena para el estado de ánimo. Tener una casa con mucha luz natural es lo mejor que puede pasar para sentirse bien en ella, pero si no se tiene la suerte de tener una casa a la que le dé la luz por todos lados, al menos hay que aprovechar la luz que hay evitando que se pierda con las cortinas.

Regalos de comunión con estilo y utilidad

Lleva la primavera y con ella las comuniones. Y, con las comuniones, la elección de los mejores regalos. Hoy se llevan los juegos electrónicos y las consolas pero el problema es que todo el mundo acaba regalando lo mismo. El resultado es que el niño ya no se sorprende y los padres se ven un poco saturados por la cantidad de juguetes que tienen sus hijos.

Por eso, los regalos diferentes y que tienen un componente útil siempre se agradecen tanto por parte de los padres como por parte de los niños a los que también les gusta ver algo diferente entre sus obsequios.

La ropa de hogar infantil, siempre que sea con estilo y pensando en los gustos de los niños, es un regalo perfecto, útil, original y que gustará a niños y a padres por igual. Te hacemos algunas propuestas para que puedas inspirarte.

Una coqueta colcha bouti

Las colchas bouti pueden ser tanto para chicos como para chicas, pero cuando se tienen ocho años son ellas las que suelen preocuparse más por la estética de la habitación. Por eso, apostamos por las colchas bouti más coquetas para las habitaciones de las niñas que quieren tener ya una habitación “de chica” pero con las características propias de su edad.

Una colcha con color, divertida y con cierto estilo romántico será perfecta para regalarles en un día en el que todas se sienten un poco princesas por el protagonismo que conlleva y por el especial vestido del día.

Pero como siempre hay excepciones, también hay colchas divertidas, con un guiño a personajes que gustan a los niños y niñas o con cierto toque de humor que encantarán a quienes no tienen prisa por crecer y prefieren que su habitación siga reflejando su edad.

Un saco nórdico muy divertido

Para muchos padres el saco nórdico es uno de los mejores inventos del mundo. Hacen fácil todo lo difícil: el niño se mantiene tapado toda la noche, hacer la cama es tan fácil que incluso el pequeño comienza a tomar la responsabilidad de hacerlo y, además, sus diseños son tan bonitos que la habitación luce todavía mejor.

Con todas estas cualidades no es difícil darse cuenta de que regalar un saco nórdico por la primera comunión es todo un acierto. Un regalo útil donde los haya y que además tiene mucho estilo y ayuda al peque a comenzar a asumir responsabilidades propias de su edad, entre las que ya se debe de incluir dejar su habitación hecha cuando se va al cole por las mañanas.

Estos pequeños detalles no son algo baladí, ya que un niño que aprende a hacer esto está asumiendo que hay responsabilidades, que las cosas no aparecen hechas por arte de magia cuando llega a casa y que viviendo en una casa tiene que asumir parte de las tareas relacionadas con la misma.

Pero en cualquier caso, eso se lo enseñarán los padres. Tú, con tu regalo, quedarás muy bien y le estarás dando algo que le encantará y que le resultará muy útil durante mucho tiempo.

Una manta cálida y suavecita

Muchos papis prefieren esperar a que sus hijos sean más mayores antes de comprar un buen nórdico porque saben que lo van a manchar y no lo van a cuidar demasiado. Por eso, prefieren las mantas. Si es el caso, tienes una gran oportunidad de quedar muy bien con el niño o niña regalándole una preciosa manta para su cama.

Puedes optar por sus personajes favoritos o por una manta con color, con un diseño atractivo que sepas que le va a gustar. Asegúrate que es una manta bien suave, que le guste tanto que no le moleste que la sábana se le vaya a un lado y le toque, es más, incluso puede que acabe restregándose la carita con ella por puro placer.

Comprueba las medidas de la cama del niño y escoge una manta que pueda usar, por su tamaño, como colcha. De este modo, podrá lucirla todavía mejor al estar por encima de la cama, a la vez que es una superficie fantástica para que el niño pueda jugar sobre ella sin manchar colchas más delicadas.

La fuerza te acompaña en tus cortinas

Si hay un regalo original, con estilo y muy útil ese es una fantástica cortina para la habitación. Dicho así no suena tan emocionante, pero si decimos que es una cortina de Star Wars… ¡Anda que cambia la cosa! Cualquier niño o niña amante de la saga de las galaxias estará encantado de tener en su cuarto las cortinas más originales del planeta y estará deseando verlas colgadas para poder presumir con sus amigos de su regalo de comunión.

Y para quienes no sean fanáticos de la saga siempre hay otras alternativas, como las divertidas cortinas de los Minions o con divertidos dibujos a todo color que harán que la habitación sea mucho más personal y mucho más alegre.

Es momento de pasar del nórdico a la colcha bouti

La primavera ha llegado aunque, eso sí, no a toda España por igual. Mientras que en algunas zonas del norte el frío todavía está presente, en el Mediterráneo ya han disfrutado de sus primeros días de playa y en la zona centro comienzan a cambiar los abrigos por la chaqueta fina.

Este cambio de tiempo también se traduce en cambio de ropa de cama. Las sábanas térmicas han dejado de ser necesarias hace ya un par de semanas y el nórdico es lo siguiente que comienza a sobrar. Pero, en la mayor parte de los hogares, todavía hace demasiado frío para pensar en una colcha fina.

Por eso, la colcha bouti es la solución ideal en esta época de entretiempo. Este tipo de colchas guateadas tienen cuerpo y un cierto grosor, pero nada que se pueda comparar a los nórdicos de invierno.

Colcha bouti Vs relleno de verano

En realidad, la colcha bouti y los rellenos nórdicos de verano no son tan diferentes. Se trata de dar un poco de calor pero sin que este sea excesivo. Algo más que una sábana pero sin llegar, por ejemplo a las mantas gruesas.

La diferencia más importante está en los diseños y en cómo sientan en la cama. Una funda nórdica queda muy bien con un relleno con cuerpo que le de cierta categoría. Pero si el relleno es muy fino es más fácil que, no habiendo peso, la tela se vea arrugada o demasiado fina, casi como si hubiera tan solo una sábana sobre la cama.

La colcha bouti es guateada, tiene cuerpo y queda muy bien sobre la cama. Además de poder hacer la cama de la manera tradicional, esta colcha también permite hacerla al estilo de las fundas nórdicas para quién lo prefiera de este modo, por lo que no añade ninguna dificultad.

Muchas personas optan por la colcha bouti y la dejan desde la primavera hasta entrado el otoño porque cuando hace calor la pueden echar a los pies de la cama y, si refresca de noche, pueden cogerla sin ninguna dificultad.

Incluso hay quien la usa todo el año añadiendo una manta por abajo porque le gusta el estilo que da a la cama. En viviendas con calefacción en las que no hay problemas de temperatura, tener una colcha bouti todo el año no es algo descabellado.

Los diseños de las colchas bouti

Dado que las colchas bouti son específicamente pensadas para entretiempo y verano, sus diseños se acomodan mucho a esta época del año. Aunque hay muchas colchas con colores neutros o incluso oscuros para cuando se utilizan durante el invierno, podemos encontrarlas fácilmente con estampados de hojas y con flores.

Es cierto que en primavera nos encanta cambiar un poco la casa, aportar frescura con ropa de cama o con fundas de sofá en tonos más claros y más alegres. Estas colchas son perfectas para conseguir esto gracias a la gran variedad de estampados que se pueden encontrar, tanto clásicos como modernos.

Es cierto que no son colchas muy utilizadas en las camas de los niños, pero sí en las de los adolescentes. Cuando llegan a cierta edad es natural que quieran que sus camas tengan otro estilo distinto al que han tenido hasta el momento y las colchas de este tipo son una manera perfecta de conseguirlo.

Las colchas bouti suelen ser resistentes, pero en el caso de las que se compren para una habitación juvenil se recomienda que puedan lavarse a máquina ya que seguramente se manchen mucho más de lo habitual y será más económico poder lavarlas en casa. Dado que son más pequeñas, las posibilidades de poder meterlas en la lavadora son mayores.

Recuerda guardar bien el edredón

Si vas a comprar una colcha bouti nueva es el momento de encargarla y si tienes una del año pasado, sácala ahora de su bolsa y déjala airear un día colgada de varias cuerdas o extendida sobre una mesa. Así, cualquier olor que haya podido quedarle o que se haya quedado de estar guardada se irá y podrás comenzar a usarla sin problemas.

El edredón o el nórdico que ya no vas a usar hasta el año que viene es conveniente que los lleves a la tintorería para que allí le den un lavado y una desinfección adecuada. No los guardes nunca en la bolsa de plástico que dan en algunas tintorerías aunque pueda ser tentador hacerlo, ya que el plástico no es el mejor aliado para la conservación de esta ropa de cama. Lo mejor es guardarlo en una bolsa de tela adecuada para este uso.

Si el edredón es de plumas evita guardarlo en una bolsa al vacío, ya que estas pueden romperse y dañarse, perdiendo gran parte de sus propiedades de calor.