Tendencias de moda de hogar para este otoño

Llega el otoño y los nuevos catálogos de ropa de hogar, así como las revistas especializadas, comienzan a contarnos cuáles serán las tendencias que van a imperar a lo largo de los próximos meses. Podremos ver como continúan algunas de las modas que comenzaron a verse el año pasado, como por ejemplo la apuesta por el color cobalto como uno de los más modernos del panorama.

También continúan siendo tendencia las colchas bouti en decoración para habitaciones, las cuales siguen siendo principalmente lisas, aunque veremos que pueden adaptarse a diferentes estilos decorativos.

Por suerte, las tendencias que llegan son variadas y de este modo todos podemos encontrar aquella que mejor encaje con nuestro concepto de hogar y nuestro estilo. Incluso pueden mezclarse para conseguir un estilo personal, único y totalmente original que hará que tu casa sea un lugar diferente a todos y que refleje la personalidad de quienes allí viven.

Las tendencias para suelos y paredes combinándolas con muebles

La tendencia tierra:

Una de las tendencias de esta temporada es aquella que apuesta por los tonos tierra. Los suelos imitando a la terracota volverán a ser actualidad y serán una de las elecciones de aquellos que reformen sus casas. Si es tu caso, puedes combinarlos con tonalidades anaranjadas para las fundas de sofá, especialmente en sus colores más neutros, que darán una gran calidez a tu sala de estar permitiéndote conservas tus viejos sofás.

Frío/ calor:

Es una de las tendencias más modernas y una de las apuestas más actuales y novedosas para tu sala de estar, comedor o incluso para el dormitorio. Se trata de apostar por una pintura para pared en tonos fríos, como los azules mezclados con grises que dan lugar a colores que recuerdan al tono de los cielos o del mar durante el invierno.

Estos colores más fríos en las paredes contrastan con el calor en los pequeños detalles decorativos, como por ejemplo el rojo para un plaid de sofá o para la funda de una silla o cojines con detalles en color para el dormitorio. Estos textiles del hogar darán el punto de calidez y el contraste junto con otros pequeños objetos decorativos, creando un ambiente único y muy personal.

Lo viejo sigue de moda

Lo viejo o lo que aparenta serlo sigue siendo actualidad y la moda vintage no parece querer salir de nuestras vidas por el momento. Pero incorpora nuevos matices que aportan elegancia y distinción. Si tu casa es de estilo vintage pero quieres darle un pequeño toque de renovación entonces te interesará la tendencia de la que vamos a hablar a continuación.

Óxido:

El tono óxido y las cosas con aspecto oxidado están de moda. Por eso, si quieres renovar un poco tu hogar dentro de la línea vintage puedes apostar por esta tendencia. Los colores óxido puedes encontrarlos en colchas para la cama, por ejemplo, pero también en muchos objetos decorativos e incluso en suelos vinílicos para las diferentes estancias de la casa, permitiéndote cambiar el aspecto de cualquier habitación de forma rápida.

Tendencias que jamás debieron irse de nuestras vidas

Hay algunas líneas decorativas que siempre están más o menos presentes en nuestras casas pero que, cuando vuelven a ser tendencia clara y notoria las aplaudimos con fuerza porque nunca pasan de moda y nos transmiten seguridad y equilibrio. Estas son dos de las que vuelven con fuerza y que nos encantan.

El blanco y negro:

El blanco ha estado muy de moda en la decoración en los últimos años, pero la combinación de blanco y negro otorga a cualquier habitación un especial halo de elegancia. Por eso no podemos menos que alegrarnos del retorno de la combinación clásica por excelencia, esa con la que jamás te equivocarás y que sirve para cualquier habitación de la casa.

colcha-bouti-seattle-naturals

Puedes jugar con el blanco y el negro para contrastar con el color de tus muebles. En los últimos años, por ejemplo, muchas personas han comprado muebles blancos para el dormitorio ya que es una de las tendencias decorativas más usuales. Usar ropa de cama negra con cortinas a juego puede darle un aspecto muy moderno y diferente al dormitorio.

El gris:

Pero no todo es blanco y negro y entre ambos hay muchos matices de gris. Un color que llega con fuerza como tendencia para paredes, sofás, alfombras o cortinas. Con todos sus matices, este color tiene mucha personalidad a pesar de su mala fama y es capaz de hacer milagros en estancias pequeñas jugando con la luz gracias a su amplia gama de tonalidades. Además de en los muebles veremos el gris en los acabados metalizados de muchas cocinas.

En ropa de hogar, el gris será protagonista en fundas para sofás, para sillas y en colchas para las camas principalmente.

La primavera eterna en casa con la colección Naturals

¿Te imaginas que fuera siempre primavera? Para muchos sería un sueño hecho realidad, ya que hablamos de una estación con buen tiempo, pero sin demasiado calor; con los días largos y llenos de bonita luz; con la promesa de las vacaciones ahí mismo y, sobre todo, con una sensación especial que invade a casi todo el mundo y hace que se pongan de buen humor.

Bueno, no es posible que sea primavera eterna ahí fuera a no ser que se tenga la suerte de vivir en ciertos paraísos terrenales, pero sí puede ser primavera dentro de tu casa. Y no nos referimos a la temperatura, sino al espíritu de esta estación colorida y alegre, que se ve muy bien representada por la firma Naturals.

VER TODA LA COLECCIÓN

Naturals para los más pequeños

Las habitaciones de los niños suelen ser las más coloridas de la casa, por eso Naturals ha preparado para ellos colecciones tan alegres como Kibo, con sus sábanas y colchas inspirados en los animales de la selva o Dino, que tiene como protagonista a un divertido dinosaurio. Esta colección cuenta no solo con sábanas muy primaverales, sino también con fundas nórdicas o calentitas colchas bouti que, sin renunciar a dar ese calor necesario en invierno, aportan también el color y la alegría de la primavera en sus diseños.

Además de ser diseños perfectos para los niños por sus colores y por sus protagonistas, también lo son por sus materiales, ya que se trata de textiles de algodón de gran calidad que respetan la piel del niño y que son suaves y muy agradables. El estampado de estos productos es digital, lo que hace que no se vaya con los lavados y se pueden comprar cojines a juego para completar el conjunto para la habitación.

Los diseños juveniles de Naturals

Los niños crecen y sus gustos cambian, pero esto no quiere decir que haya que renunciar a diseños coloristas y llenos de luz. Por eso, Naturals tiene varias opciones en su catálogo para adolescentes y adultos jóvenes que quieran ropa de cama afín a sus gustos y a su personalidad.

Un buen ejemplo es la colección 5TH Avenue, inspirada en la Quinta Avenida de Nueva York y que además de tener sábanas y colchas está disponible en todos los tamaños entre 90 cm y 180 cm para que, sin importar el tipo de cama que se tenga, se pueda disfrutar de esta bonita colección.

La colección Halley, que toma como referencia a este cometa para un diseño que evoca el cielo y las constelaciones, destaca por sus tonos azules y blancos tan fáciles de combinar y tan originales. Como todas las colecciones de la marca puede completarse con cojines a juego que harán que la habitación sea todavía más agradable y acogedora.

Cualquiera de estas colchas está elaborada en algodón de gran calidad, lo que hace que sean prendas muy suaves y cómodas que facilitan el mejor descanso. Como toda la ropa de cama de Naturals puede lavares en la lavadora, pero al ser algodón se recomienda que seque al aire para evitar que el calor de la secadora pueda encogerla demasiado.

Y, por supuesto, Naturals para los adultos

Por supuesto, los adultos también disfrutan de la primavera y por eso quieren que sus colores y su espíritu estén presentes en sus habitaciones. Naturals ofrece muchas opciones llenas de luz para el dormitorio, respetando todas las tendencias actuales.

Para los que aman el color más intenso, la colección Indigo será imprescindible. Este tono de azul queda muy bien en las habitaciones decoradas en blanco o en colores claros madera, ofreciendo un gran contraste. Destacamos la colcha bouti, tendencia esta temporada, que por su gran calidad y su originalidad le darán al dormitorio un aire totalmente renovado y diferente.

La colección Seattle sirve para ilustrar una de las tendencias de esta temporada, el blanco y negro. Dentro de esta colección destacamos la funda nórdica, llena de luz, impactante y altamente original. Una combinación clásica pero que se lleva a cabo de una manera nada convencional, logrando un resultado que no te va a dejar indiferente.

Y para rellenar la funda nórdica, el relleno cuatro estaciones de Naturals es perfecto, ya que tendrás hasta tres formas diferentes de utilizarlo: un relleno fino para cuando el tiempo es cálido, un relleno intermedio para entretiempo y, ambos combinados,el calor ideal para cuando el frío del invierno es más intenso.

Estas son solo algunas de las sugerencias del nuevo catálogo de Naturals, pero en nuestra tienda online puedes descubrir muchas más colecciones de esta firma orientadas para toda la familia. Todos los productos Naturals son de gran calidad, por lo que la satisfacción con los mismos está plenamente garantizada independientemente del modelo que se escoja para darle ese toque de primavera a este otoño/ invierno que comienza.

Ideas para renovar la ropa de cama de tu hogar

Si tienes que renovar tu ropa de cama y no sabes por qué opción decidirte te vamos a ofrecer algunos consejos. Esta vez no vamos a hablar de diseños, sino del tipo de ropa de cama más adecuado para cada persona o los trucos más eficaces para obtener el máximo partido de cada tipo de ropa de cama.

Para finalizar, te ofrecemos un consejo muy importante relacionado con la renovación de tu ropa de cama y sus complementos que seguro que te va a interesar leer y que te ayudará no solo a que tu dormitorio sea el más bonito, sino también el más saludable.

¿Quieres probar con una colcha bouti?

Si vas a comprar una colcha bouti por primera vez, te recomendamos que compres una que tenga bastante cuerpo. La razón es que la colcha debe de resultar cálida en invierno ya que en verano, aunque sea fina, lo normal será que la retires para dormir porque dará demasiado calor.

colcha-bouti-halley-naturals

Por eso, cuando adquieras la colcha bouti, piensa siempre en la que necesites durante la temporada otoño/ invierno. Y si lo que te da pena es pensar qué vas a hacer con tu relleno nórdico no tienes que preocuparte. Puedes usarlo como si fuera una manta para los meses más fríos. Es una forma alternativa de utilizar el relleno que te permitirá aprovecharlo y, a la vez, renovar tu habitación con ese aire diferente que dan las colchas bouti.

¿Eres una persona friolera?

Si eres una persona muy friolera y lo que menos te gusta de irte para la cama es el momento de meterte dentro y sentir las sábanas frías puedes olvidarte ya de mantas eléctricas o de bolsas de agua. Hoy existen tejidos como la coralina que, además de ser muy suaves y cálidos, te darán esa sensación de calor desde el mismo instante en que te metes en la cama. Además también tienes la posibilidad de dormir con sábanas térmicas.

Si todavía no has descubierto el poder de la coralina, la sedalina o similares, es el momento de introducirla en tu cama y te encantará sentir la calidez de estas sábanas. Tanto que, tal vez, ni siquiera necesites tus pijamas invernales y puedas dormir con camisón o camiseta tal como haces en verano, disfrutando de una cama mullida, suave y muy calentita desde el primer momento.

¿Cuál es la mejor opción para los niños?

Si tus hijos acaban de pasar de la cuna a la cama y no sabes cuál es la mejor opción para ellos te recomendamos las fundas nórdicas con relleno. Este sistema te permita comprar uno o dos rellenos para combinar entre sí en función del frío que haga. Así, no tendrás que poner y quitar mantas, solo elegir el relleno adecuado para la temperatura que haga en ese momento del año y el niño tendrá la cama ideal.

Un truco, escoge fundas nórdicas amplias para poder someterlas y que,de este modo, el niño no se destape fácilmente durante la noche u opta por los sacos nórdicos infantiles.

saco-nordico-sailors-jvr

Almohadas y rellenos de cojines

A menudo, cuando renovamos la ropa del hogar, nos olvidamos de aquello que menos se ve pero que no deja de ser importante. Las almohadas y los rellenos de los cojines también tienen que renovarse de vez en cuando.

La almohada hay que lavarla con frecuencia, pero aun así siempre va a contener restos de piel, sudor y, debido a eso, muchos ácaros. Pero, además, con el tiempo va perdiendo su forma y no ofrece el mismo descanso. Aunque no lo notemos así, lo cierto es que nuestro cuello ya no estará en la misma posición y es fácil que podamos tener posturas.

La recomendación es cambiar las almohadas una vez al año y hacerlo al comenzar el curso, en septiembre, es una buena manera de no olvidarse ya que estaremos cambiando la ropa de verano por la de invierno y renovando muchos de los textiles del hogar en este proceso.

En el caso de los cojines, la higiene está detrás de la recomendación de cambiar los rellenos cada cierto tiempo, aunque en este caso no tiene que ser cada año, sino que es suficiente con cambiarlos con la frecuencia con la que cambiaríamos un colchón, excepto en los casos en los que usamos estos cojines para dormir, que entonces habría que cambiarlos con la misma frecuencia que la almohada.

Los rellenos también pueden ir perdiendo su forma con el paso del tiempo, haciendo que los cojines ya no se vean tan bonitos ni tan decorativos como deberían. Por eso, si eres de los que cambian las fundas de los cojines con la llegada de la temporada otoño/ invierno o al menos aprovechas para hacer limpieza a fondo, no olvides revisar el estado de los rellenos para cambiar aquellos que se vean más deteriorados o sean más viejos.

Textiles veraniegos que te acompañarán este otoño

Las estaciones andan un poco descoordinadas en algunas zonas de España, por no decir en la mayoría. Ya nadie se extraña cuando el verano llega “tarde” en el calendario o resulta que el mes de septiembre o de octubre son calurosos. Si hace años el principio del curso solía marcar el cambio de vestuario y también de los textiles de la casa, ahora ya no tiene por qué ser así.

Sea por sentido práctico o sea por prolongar un poco más la sensación del verano, los textiles veraniegos pueden quedarse en casa durante más tiempo y no es una fecha concreta la que marca su desaparición, sino el tiempo que haga realmente y lo que más nos apetezca hacer en cada mes. En definitiva, los cambios se producen cuando llegan y no cuando nos dicen que comienza el otoño. Por cierto, ¿será este año suave y largo o el invierno llamará pronto a las puertas?

Las colchas bouti

Las colchas bouti están de moda y no solo para el verano. Son perfectas para entretiempo e incluso para todo el año, dependiendo de la zona en la que se viva y de si la vivienda tiene o no calefacción.

En las casas con calefacción muchas veces no es necesario tener excesivo abrigo en la cama incluso si se apaga durante las noches. Las colchas bouti son calientes, acogedoras y ligeras y, además, permiten hacer la cama al estilo tradicional. Esto hace que muchas personas las prefieran para sus dormitorios al ver que la cama queda más a su gusto que con un nórdico fino y su correspondiente funda.

En los sitios que no son muy fríos durante el invierno también nos encontramos con que las colchas bouti son ideales para todo el año, proporcionando el calor que se necesita sin tener que añadir nada más o usando, como mucho, una manta fina.

Por último, en los lugares más fríos o en las casas sin calefacción, el nórdico no es necesario hasta que llega el frío del invierno. La colcha bouti es, por tanto, perfecta para el otoño y para la primavera, ya que abriga lo suficiente.

Si a todas estas ventajas añadimos que sus diseños son muy actuales, que combinan con todos los estilos de muebles y que son, además, la prenda de moda de esta temporada, sobran las razones para dejar la colcha bouti en la cama tanto como sea necesario sin tener prisa por cambiarla por ningún otro tipo de prenda.

Los fulares en el sofá

Hasta que no llegue realmente el frío lo mejor es no retirar los fulares de los sofás. Tampoco es cuestión de sofocarse anticipadamente con las mantas plaid que tanto nos gustan en diciembre pero que en septiembre o incluso a principios de octubre pueden ser algo excesivas.

Los fulares nos ayudarán también anímicamente. Sus colores alegres y sus estampados veraniegos harán que la transición de las vacaciones a la vuelta a la vida ordinaria sea un poco menos amarga. Todavía nos sentiremos con ganas de aprovechar el tiempo, acudir a cenar a una terraza por última vez, aunque no podamos prolongarlo hasta altas hora o lucir el moreno antes de que acabe de borrarse de la piel.

Estos pequeños detalles, aunque puedan parecer insignificantes, son de gran ayuda. Muchos psicólogos recomiendan una vuelta gradual a la rutina para evitar depresiones con la vuelta al trabajo y con la llegada del frío. Cuando ya el cuerpo pida la manta, solo es cuestión de cambiar los pañuelos por algo más mullido y cálido y se hará de forma espontánea, porque realmente nos apetezca y no porque el calendario marque una fecha para ello.

Los visillos de las ventanas

En otoño los días son más cortos, pero precisamente por eso queremos aprovechar al máximo la luz. Por eso, en muchos hogares no se cambian los visillos de las ventanas por los cortinones hasta que no llega el invierno más frío.

De esta manera, se aprovechan los días otoñales en los que todavía luce el sol y hace algo de calor para que la casa pueda tener calefacción natural. Solo una vez que el frío llega realmente se colocan los cortinones que aíslan mucho más y que ayudan a reducir los gastos de calefacción.

Este truco nos ayuda a que psicológicamente nos parezca que el invierno no es tan largo, ya que estaremos aprovechando luz natural durante más tiempo. Y nos ayudará a ahorrar dinero porque estaremos obteniendo el calor del sol en los días en los que esto sea posible.

Muchas personas dejan los visillos en las ventanas todo el año, la diferencia es que en invierno incorporan, además, los cortinones que se retiran en primavera. Así, es más fácil jugar con las cortinas dependiendo del día que haga en el exterior.

Prepara la vuelta al cole de los peques renovando sus textiles

Si todo el mundo espera los meses de julio y agosto con la emoción de las vacaciones, septiembre es un mes negro para muchas familias. La gran cantidad de pagos a los que hay que hacer frente crecen cada año según la familia aumenta o los niños van cumpliendo años.

Por eso, recurrir a comprar los textiles para los niños en páginas online como la nuestra es una solución perfecta, ya que se consiguen los mejores precios y no se renuncia a la calidad y a las mejores marcas. Y esto es algo importante ya que todos queremos lo mejor para los pequeños.

Programar las compras comenzando por lo más inmediato y necesario y dejando para sucesivos meses aquello que pueda esperar es la mejor manera de organizarse. Para las rebajas pueden quedar aquellas cosas que se cambian por capricho, por cambios en la moda o que no es absolutamente necesario renovar antes de diciembre.

Ya no tienes un bebé

Es posible que comenzaras tus vacaciones de verano con un bebé, pero al acabar has visto que ya tienes a un niño. Este cambio no tiene una edad concreta, pero no te preocupes, te darás cuenta muy rápido cuando se produzca.

El niño comienza a tener sus propios gustos y te dejará claro que no quiere cosas de niño pequeño o de bebé en su habitación. Quizás al principio te parezca gracioso, ¿acaso no es él o ella tu bebé? Pero te darás cuenta de que habla en serio y que, además, tiene su parte de razón.

edredones-infantiles

Las colchas con ositos o conejitos ya no serán sus favoritas. Tal vez te pidan una de esos dibujos animados que ven o quieran una de colores como las de sus hermanos mayores. Aunque tengamos la tentación de elegir para ellos lo que nos parece mejor, debemos de empezar a escucharlos y tener en cuenta sus opiniones aunque los padres sean los que toman la última decisión.

Tocará renovar toda la habitación y dejar atrás esa etapa tan dulce en la que tu hijo era un bebé totalmente dependiente de ti. Seguramente te sorprenda descubrir que el niño comienza a tener ideas propias y gustos también muy personales. Y eso es bueno, porque indicará que su personalidad va formándose por el buen camino.

O quizás tienes un adolescente

Otro de los cambios que parecen llegar casi de repente es la adolescencia. Un día tienes un niño o una niña dulces y encantadores que van de tu mano y al día siguiente se han convertido en un adolescente con cambios de humor y, tal vez, algo más respondón.

Por supuesto, su antigua habitación ya no se corresponderá con sus gustos y seguramente rechace todo lo que hay en ella por resultarle infantil. Así que en estos casos, va a tocar realizar un cambio prácticamente total de textiles. Se pueden salvar algunos juegos de sábanas, pero seguramente no querrá saber nada de su antigua funda nórdica o de su colcha ni, por supuesto, de sus cortinas.

juegos-sabanas

No olvides que en esta etapa, tú hijo o hija están reafirmando su personalidad y que es importante que les permitas que vayan escogiendo sus cosas de una manera más autónoma, ciñéndose siempre a un presupuesto. Por eso, en este caso no te van a funcionar los trucos que has usado durante años y tendrás que darles más libertad para que hagan sus elecciones.

Lo bueno es que ya podrás hablarles de cosas como el gramaje o los materiales de los textiles para su habitación, por lo que aprenderán a tenerlos en cuenta cuando hagan sus elecciones y serán cosas que les resultarán útiles para toda su vida.

Haz recuento de textiles

Incluso si no te has visto en un cambio tan brusco como los que hemos comentado en los puntos anteriores, realizar un recuento de textiles es una buena idea. Así sabrás qué es lo que te hace falta para esta temporada.

Anota lo que necesitas para entretiempo en un lado y lo que necesitas para cuando llegue el frío en otro. Así podrás comenzar comprando la ropa de entretiempo y dejar la ropa para el frío para un poco más adelante. Eso sí, asegúrate de que tienes al menos lo suficiente para cuándo bajen las temperaturas, ya que no es nada raro que el invierno llegue de sopetón y debemos de tener al menos lo imprescindible.

Una vez que has comprado lo de entretiempo y te has asegurado de tener lo suficiente para comenzar el invierno, aquello que sea conveniente renovar pero que no sea imprescindible de principio puedes dejarlo para las rebajas. Así ahorrarás un poco de dinero y no tendrás que comprar todo junto en unos meses en los que hay ya muchos gastos de por sí.